Últimas reseñas

lunes, 8 de mayo de 2017

Reseña: The Last Ever After, Soman Chainani

¡Hola, queridos lectores! ¿Cómo están? Yo muy emocionada de por fin traerles esta reseña ^^ *Puede incluir poquitos spoilers de los libros anteriores*

*Este libro lo incluyo en el reto de 10 seres fantásticos
en la categoría de zombies*

«The only way out is
through your fairy tale.»
«In darkness comes a queen.»

The Last Ever After (2015) es la tercera parte de la trilogía The School for Good and Evil escrita por Soman Chainani, la cual sigue la historia de Sophie y Agatha en el mundo de los cuentos de hadas. En esta última entrega, el pasado está de vuelta y todo lo que era viejo es nuevo otra vez, los villanos de antaño han regresado como zombies y están reescribiendo los cuentos de hadas a su favor. El Mal está ganado paso a paso y el mundo se ve amenazado por la unión del Master y Sophie, quien ha aceptado ser la nueva reina del Mal y a Rafal como su verdadero amor. Agatha y Tedros, por su parte, se encuentran en Gavaldon, juntos por fin, pero ese no era el final feliz que habían estado esperando, así que deciden regresar al mundo de los cuentos para salvar a Sophie de las garras del Master. Tedros y Agatha, con la ayuda de la Liga de los Trece, tendrán que detener a un rejuvenecido Master, pero para lograrlo, deben conseguir que Sophie destruya el anillo que le dio él, sólo así se restaurará el balance entre el Bien y el Mal.

         Anteriormente, Soman Chainani había ahondado sobre lo que significa ser bueno o malo y lo que significa ser hombre o mujer, aspectos que le siguen preocupando en The Last Ever After, donde sigue mostrando que hay una amplia gama de grises y continúa cuestionando los estereotipos y los roles de género. Ahora agrega las dicotomías viejo/nuevo y pasado/presente, ambas dualidades –aparte de los lugares comunes que conllevan– despliegan un abanico de posibilidades con las cuales juega el autor. En primer lugar, implica la adición de personajes nuevos, pero que en el mundo de los cuentos son viejos y que conviven con los jóvenes estudiantes de la Escuela del Bien y del Mal (la cual, por cierto, debido a las consecuencias que trajo el final de A World Without Princes, se ha transformado en la Escuela de lo Viejo y lo Nuevo) y se muestra cómo aprenden unos de otros. En segundo, aquellos personajes que pertenecen a la generación anterior cobran especial relevancia debido a los constantes paralelismos que se hacen entre esta y la nueva,  y porque ese pasado cercano tiene importantes repercusiones en el presente.

«Wouldn’t you try to control your story if everyone told you your heart was Evil, when you know it isn’t? Wouldn’t you try to prove them wrong? […] I have a Good heart, just like you, and I trust what it chooses for me. I have to. Because if I don’t, what do I have left?»


         Algo que me gusta mucho de esta trilogía son los personajes, especialmente los principales (Agatha, Sophie y Tedros) están bien caracterizados y Soman Chainani hace un excelente análisis introspectivo de ellos. Se trata de personajes que no son perfectos, que se están auto descubriendo, que son valientes y fuertes, pero que también demuestran un lado frágil y vulnerable, que están dispuestos a luchar por lo que quieren, pero que al mismo tiempo tienen miedos, dudas y preocupaciones, se equivocan y tratan de hacer lo correcto. A lo largo de la trilogía han ido creciendo, algunos más que otros –aún me duele lo plano que dejó Chainani al personaje de Agatha en el libro pasado, lo bueno es que aquí la reivindicó–, pero en The Last Ever After, se trata de una evolución constante, ya que las mismas circunstancias los obligan a reflexionar sobre sí mismos y a enfrentar lo que hay dentro de ellos. Sophie, Agatha y Tedros son personajes que más allá de ser la villana, una princesa y un príncipe, son humanos y que ni siquiera las etiquetas que les ha dado la sociedad que rige su mundo los definen en plenitud. Mención aparte, la dinámica de estos tres a veces me desesperaba un poco, pero admito que me gusta cómo está construida y cómo se desarrollan las relaciones entre ellos. De mis triángulos amorosos favoritos.

«It doesn’t matter if you’re a boy or a girl. It doesn’t matter who your father is or where you come from or what you look like. Here you are worried that I’ll leave when I see your real self… when that’s the part of you that lets me stay.»

«Who needs a villain when you three have each other?»

         Otros personajes a los que no puedo dejar de mencionar y que también merecen su espacio en esta reseña son Hort, el eterno enamorado de Sophie, que muestra que la línea que separa al bien del mal es difusa, y las tres brujas del cuarto 66, Hester, Dot y Anadil, que también ilustran que no todo es blanco y negro. Todos ellos son dignos representantes de la lealtad, en varias ocasiones me daban muchas ganas de abrazarlos; por ejemplo, hay una parte en la que Hester dice que en un aquelarre todos los miembros se defienden unos a otros hasta la muerte, les juro que yo tenía una sonrisa de oreja a oreja al leer eso.
         Entre los nuevos personajes, están de regreso algunos famosos villanos que están sedientos de venganza (Garfio, el Lobo Feroz, el Gigante de Jack y los frijolitos, la Madrastra de Cenicienta, la Reina Malvada…), y sus respectivos némesis, de los cuales muchos forman la Liga de los Trece (Cenicienta, Peter Pan, Campanita, Briar Rose, Jack –estos últimos son pareja–, Hansel y Gretel…), a quienes Tedros llama un grupo de jubilados a punto de morir, a pesar de que son su última esperanza y de que de ellos depende que su mundo siga existiendo como hasta ahora. Fue agradable conocer a estos nuevos personajes y la personalidad que les da el autor, en lo personal me encantó la historia que le creó a Cenicienta, ya que no es de mis princesas favoritas, pero aquí me encantó lo que se cuenta de ella, ya que te enseña que los finales felices tienen muchas caras y que no siempre tiene que ser la de un príncipe y un palacio.

«…and for a moment, she marveled at how thin the line between stories and ordinary life really was.»

También aparecen otros personajes importantes, pero esos quiero que los descubran por ustedes mismos, al único que sí mencionaré de más es a Merlin, el líder de la Liga y quien pone su sabiduría al servicio de nuestros héroes. Algo curioso con respecto a Merlin, es que en determinado momento, Agatha lo describe como aquel Gran Mago Blanco de los libros épicos, los cual inmediatamente me recordó a Gandalf, además, la referencia me parece deliberada e intencional, ya que el mismo argumento de la destrucción de un anillo remite a El señor de los anillos; otra referencia que me gustó, fue cuando la barrera de ambas escuelas alude a “ya sabes quién”, aunque en este caso no se trata de Voldemort, sino de Rafal (Master), a quien me gustó conocer en una faceta distinta a la que había mostrado antes.


The Last Ever After es un cierre de trilogía que amé de principio a fin, amo a los personajes y el mundo que ha creado Soman Chainani me parece interesante. Hay muchas revelaciones, concernientes tanto a los personajes como al mundo de los cuentos de hadas, que me dejaron con la boca abierta. La última parte de la novela fue una montaña rusa emocional, hay una guerra, la cual se anuncia desde la portada, pero no pensé que me fuera a afectar como lo hizo, y esto lo digo por las muertes que hubo y por cómo se desarrolla todo. La recta final es emocionante, me tenía con el alma en vilo y no podía parar de leer. Lloré mucho, de tristeza y de alegría. Esta siempre ha sido la historia de Sophie y Agatha, tanto para los lectores –nosotros–, como para los personajes de la trilogía, porque no hay que olvidar que ellos están conscientes de que son personajes de cuentos de hadas y que su deber es participar en una historia, así que primero está el final de su cuento y luego el de la novela como tal. The Last Ever After es una gran historia de amistad y amor que no se deben perder, yo les recomiendo toda la trilogía, si bien el segundo libro es el único que flaquea, en general es una trilogía que vale la pena y, a pesar de que es middle grade, no importa la edad que tengas, lo disfrutarás igual. The School for Good and Evil es una trilogía divertida y oscura, con giros inesperados y cuyos personajes son uno de los grandes aciertos de esta historia.

Nota: Me gustaría comentar que se va a publicar un cuarto libro en septiembre de este año, el cual lleva por nombre Quests for Glory, el cual inaugura una nueva trilogía titulada The Camelot Years (y si no han leído los primeros libros, les aconsejo que no vean la portada, porque es un spoiler). Yo estoy muy emocionada y no veo el momento de volver a sumergirme en este universo fantástico en el que el final, no siempre es el final definitivo.  

FICHA: CHAINANI, Soman, The School for Good and Evil: The Last Ever After, illustrations by Iacopo Bruno, United States of America: Harper, 2016, pp. 655.

¿Qué les parece? ¿Les llama la atención? ^^
Gracias por leer <3

6 comentarios:

  1. Hola Paula!
    Como te dije en la primera reseña es un libro que me atrae mucho, además la portada es preciosa. Lamentablemente creo que solo he visto el primer libro al español :/ así que habrá que esperar. Lo que si me echó un poco para atrás fue la reseña del segundo libro, menos mal que la tercera entrega bien vale la pena leerla.
    Gracias por la reseña, un gusto leerte de nuevo, saludos!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola, Viry!
      Sí, yo también sólo he visto que el primero está en español y no se ve que tengan planes de publicar los siguientes :P Es una lástima, porque la trilogía vale la pena. Según yo, el inglés de estos libros no es tan complicado, al principio sí batallé con algunos términos o frases, pero con el tiempo la lectura fluye muy bien.
      Un abrazo ^^

      Eliminar
  2. ¡Holaaa! Me encanta la construcción de este tipo de personajes, que van creciendo y evolucionando en lo corrido de la historia. Sería muy interesante leerlos, pero lo único que no me gusta es que sea una trilogía, no estoy acostumbrada a seguir libros así.
    Muero con esa portada <3
    Besos <3

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola, Mina!
      A mí también me encantan este tipo de personajes, y sí, la portada es hermosa *-* Yo te animo a que hagas una excepción con esta trilogía y te animes a leerla :)
      Un abrazo ^^

      Eliminar
  3. Paso sin ver la reseña porque me da miedo spoilearme, pero juro que muero por leer estos libros, sólo que no los he encontrado en mi librería x___x
    Un abrazo,
    Montse :D
    http://losmillibros.blogspot.mx
    http://365diasconmon.blogspot.com

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. ¡Hola, Montse!
      Te los recomiendo mucho!!! Yo de casualidad encontré el boxset en Sanborns, por si te sirve de algo :)
      Un abrazo ^^

      Eliminar